decálogo de la salud sexual

goal-729568_1280

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ideado por Juan Carlos Canto Manteca, en la Escuela de Sexualidad de EASP (2014):

1.- La salud sexual es un estado de ánimo que, en más de un noventa por ciento, depende del propio sujeto.

2.- La salud sexual se logra, sobre todo, viviendo intensamente el presente.

3.- Una condición imprescindible para la salud sexual es asumir serenamente la realidad.

4.- El pasado sólo vale en la medida en que sirve para alimentar el presente.

5.- Proyectar el futuro sólo ayuda si estimula el presente.

6.- La salud sexual es una meta que se alcanza mediante el empleo de métodos, de técnicas y de instrumentos adecuados.

7.- Más que presumiendo de virtudes y alardeando de valores, la salud sexual se logra aceptando las limitaciones

8.- Descubrir las lecciones de los errores cometidos evita frustraciones y estimula la salud sexual.

9.- Reconocer la importancia de los otros aumenta la propia salud sexual.

10.- Más que lo que se tiene, la salud sexual la proporciona lo que se comparte.

endometriosis en la radio (2)

¿Qué es la endometriosis? ¿Qué significa que sea una enfermedad inflamatoria? ¿Qué la provoca? ¿Cuáles son los síntomas? ¿Cómo afecta a la vida diaria? ¿Y a la vida sexual? ¿Puedes darnos algunos tips sobre sexualidad y endometriosis? ¿Cuál es la situación en la sanidad pública en cuanto a la detección y tratamiento de la endometriosis? ¿Dónde pueden dirigirse las mujeres que crean que pudieran sufrir endometriosis o que ya lo sepan y busquen información o apoyo? A estas y otras cuestiones respondí en El Sexo consciente, programa de radio en formato podcast sobre la sexualidad entendida como un concepto, como algo más que sexo, presentado y dirigido por Nerea Ortega y Canela Anahí.

Ir a descargar

Desde el programa se defiende la libertad sexual, la diversidad sexual, una enseñanza más correcta de la sexualidad, con un enfoque sex-positive (por ejemplo, tratan temas como: masturbación, eyaculación femenina, sexo anal, beneficios del sexo, energía sexual, masaje genital… ). Por ello y porque conocen de cerca la endometriosis, me invitaron a que les contara, a ellas y a sus oyentes, qué es esta enfermedad y cómo afecta a las mujeres que la sufren. Y, por supuesto, si la endometriosis condiciona en algún sentido la vida sexual /o la maternidad.

sexoxonsciente.jpg

Todos los programas ya grabados se pueden oír y descargar desde la página Ivoox.com. Los martes, la encargada de la temática y las entrevistas es Nerea Ortega; los miércoles, Anahí Canela y, el último jueves de cada mes, realizan un programa especial donde hay varios espacios combinados. Os recomiendo escucharlo entero porque le han dedicado un programa entero a la endometriosis.

cannabinoides y endometriosis

res2Ya desde los años 90 se había tratado con aceite CBD diferentes trastornos y dolores asociados con la endometriosis (ver lista completa del doctor Mikuriya). Fue a través de algunas socias de una asociación española de endometriosis como llegué a la conclusión de que los cannabinoides podrían ayudar con el dolor pélvico crónico. Concretamente, asesorada por la asociación Dos emociones de Madrid descubrí que había diferentes formas de administración y que las afectadas por endometriosis podíamos beneficiarnos extensamente del aceite de CBD.

«Muchas asociaciones de pacientes de cannabis medicinal disponen de un servicio médico que puede expedir un certificado para justificar, ante las autoridades, el consumo por razones médicas de preparados de la planta. A su vez, dicho servicio puede actuar como interlocutor con el médico habitual que esté tratando al paciente».

El recientemente constituido Observatorio Español del Cannabis Medicinal proporciona información farmacológica al respecto. ¿Y vosotras? ¿Habéis empleado algún tipo de cannabinoides para la endometriosis y/o el dolor pélvico? Estaré encantada de tener feedback y más información contrastada.

no te comas sola la endometriosis (2)

res1La endometriosis es una enfermedad que altera y limita la vida de las mujeres, como hemos visto en el post anterioren este artículo.

1. Confusión e incertidumbre («¿Qué tengo?»,»¿Qué me pasa?», «¿Eso qué es?»)
2. Desconcierto («¿Y ahora qué hago?»)
3. Oposición y negación («El médico está exagerando», «Esto no es para tanto», «En poco tiempo estoy curada», «No necesito operarme…»)
4. Tristeza y rabia («¿Por qué tiene que pasarme esto a mí?», «No me lo merezco…»).
5. Aceptación y adaptación («No voy a dejar que la endometriosis dirija mi vida»).
Seguramente hayas pasado por alguna o todas estas fases, y me gustaría que pensaras en qué punto estás ahora mismo. Los dolores crónicos y fuertes que se pueden padecer todos los días impiden, a menudo, llevar una vida laboral activa; las consultas médicas frecuentes molestan y crean resquemor en el ambiente laboral; si hay que pasar por una intervención quirúrgica y estar un tiempo largo de baja (algo, desgraciadamente, habitual), muchas mujeres tienen problemas para conservar su puesto de trabajo estando de baja médica (desde la reciente reforma laboral estos despidos son procedentes) o, por supuesto, optar a uno nuevo.

Aparte del grave problema laboral, hay que sumar los problemas que surgen con la pareja, la familia o las amistades. Incomprensión, aislamiento, soledad, cansancio, frustración… son los sentimientos más frecuentes con los que las afectadas de endometriosis tienen que convivir cada día en un entorno social muy poco empático ante las personas dependientes, «no productivas».

No hay una receta mágica para saber cómo (con)vivir con un dolor fuerte que vuelve todos los meses con la regla, o que está presente todos los días… Ni para sobrellevar el agotamiento y el cansancio (lo que llamo la endofatiga), pero siempre hay algo que puedes hacer para que tu vida no se vea tan afectada. En el siguiente post te cuento más.